Mientras de frac el presidente Lasso y autoridades de Guayas rinden homenaje a los marines estadounidenses en la cárcel de Guayaquil nuevamente corre la sangre

Las altas autoridades de Ecuador rinden homenaje a los marines de Estados Unidos. (Foto Twitter @lahistoriaec).

Las abismales diferencias en Ecuador. Mientras el presidente Guillermo Lasso, el ministro de Defensa Luis Hernández, y las altas autoridades de Guayaquil y Guayas asistían a una cena de alta etiqueta en homenaje al Cuerpo de Infantería de la Marina de Estados Unidos, en la Penitenciaría del Litoral se filmaban nuevas escenas de horror y se transmitían en vivo y en directo los detalles de una nueva masacre  de la que reportes oficiales cifran en 58 presos asesinados y 10 heridos.

Según informes policiales y de las versiones transmitidas desde el interior de la cárcel, el sangriento motín se desató aproximadamente a las 18h30 de ayer viernes cuando los reos de los pabellones 3 y 6  asaltaban al pabellón 2, hecho que fue transmitido en vivo por los internos, dando cuenta de la total ausencia de las fuerzas de seguridad.

“Quieren tumbarnos la pared que está ahí, han tenido más de 4 horas y la Policía no entra, ¡por favor!”, dice lleno de terror unos de los internos en el video transmitido en directo, mientras al parecer se escuchan múltiples detonaciones de armas de fuego.

“Pudieron haber hecho algo, pero no hicieron nada señores… ¡ya están adentro, ya están aquí adentro, señores por favor ya entraron…, ya entraron, por favor ya entraron”, dice en tono dramático otro interno, en referencia a la ausencia policial y hace un llamado de auxilio.

Las imágenes que se han difundido dan cuenta de varios hechos abominables: quema de cuerpos en los patios, sangre como ríos y pánico en el centro de la escena.  En otra imagen se observa a un dron iluminando los patios. Fue una noche de terror en medio de gritos de los presos solicitando acción policial, publicó radio La Calle.

En los exteriores de la penitenciaría las escenas eran aún más dantescas con los gritos desesperados de los familiares de los detenidos pugnando por conocer algo de sus padres, hermanos, esposos, hijos. Imposible encontrar entendimiento en esas circunstancias, porque además, según el reporte de una periodista del canal RTS, una fuerte dotación policial llegó a los exteriores de la penitenciaría pero solo para controlar cualquier posible desorden de los familiares; militares no se los veía por ningún lado.

Responsables del crimen colectivo

Según el comunicado de la Comisión de Derechos Humanos y Sindicales (CEDHUS), lo sucedido en la presente ocasión “es total responsabilidad de la SNAI, ya que al estar la Policía y el Ejército en las afueras de la penitenciaría, no pudieron entrar en su momento porque no había la orden de los Directivos de la SNAI, ni del Gobernador del Guayas a pesar de estar informado de los graves incidentes; (éste) estaba cómodamente disfrutando de una fiesta, tal cual como lo publican las redes sociales, es decir una irresponsabilidad total y un quemimportismo de los funcionarios públicos por las vidas humanas…”.

Lo triste de todo esto es observar en las redes a gente de instintos primitivos celebrando la masacre porque para ellos se trata de una positiva autoeliminación de quienes le hacen daño a la sociedad.

Las lágrimas no conmueven

Las masacres penitenciarias en Ecuador superan a las de toda la región, inclusive a las de Brasil y El Salvador, En lo que va del año se han registrado 265 muertes violentas en las cárceles, más de 180 casos en la Penitenciaría del Litoral debido a la lucha entre bandas que se disputan los territorios, dentro y fuera de la prisión.

Pero la sangre y las lágrimas de familiares de los detenidos parece no conmover, no es lo suficientemente profunda la angustia de la población frente a este panorama que oscurece el alma nacional día tras día. Ayer, justamente a la hora de los enfrentamientos, el presidente de la República asistió a una fiesta de los Marines de Estados Unidos. Lasso, el ministro de Defensa, el Gobernador del Guayas y otros lucían frac para estar a la altura de la reunión. Sonreían, denuncia radio La Calle.

Desde que esta crisis inició el gobierno ha tenido escasas acciones directas para controlar el problema, entre ellas la declaratoria del estado de excepción, y el cambio de autoridades del sector carcelario, el resto han sido discursos que buscan culpar del tema al gobierno del expresidente Rafael Correa (2007-2017).  Pero nada, las masacres continúan y luego argumentan que no existe ningún estado de conmoción, falso, la inseguridad ciudadana, política, económica y social se extiende en forma irremediable hasta el momento.

1 comentario en «Mientras de frac el presidente Lasso y autoridades de Guayas rinden homenaje a los marines estadounidenses en la cárcel de Guayaquil nuevamente corre la sangre»

  1. Tenemos una RATA en la presidencia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*