Más de 1.000 kilómetros de vías son mantenidos con la Tasa Solidaria

El equipo caminero contratado por el GAD Parroquial de Sinincay, con los recursos de la Tasa Solidaria, trabaja en el barrio La Victoria, parroquia Sinincay.

Publireportaje

Un rodillo afirma el lastre distribuido en la mesa de rodadura por el operador de la motoniveladora, en el sector Macas Alto, de la parroquia Quingeo.

Es magnífico que se trabaje en el mantenimiento de las vías porque hay mucha gente que pasa por aquí, tanto para la ciudad de Cuenca como a las comunidades cercanas, eso facilita el servicio de buses y de los otros transportes que llevan productos agrícolas, ganado, leche quesos, expresa Redentor Pesántez, oriundo de la comunidad de Rumipamba, parroquia Quingeo, cantón Cuenca, quien detiene momentáneamente su camión de transporte de ganado en el sector Macas Alto, mientras la maquinaria del Gobierno Provincial del Azuay pone a punto la mesa de rodadura de la vía.

En mi caso personal es muy beneficioso, el vehículo ya no se desgasta mucho, ahorro combustible y mejoran mis utilidades en el negocio y sobre todo puedo trasladarme a las diferentes comunidades sin mayores dificultades, recalca el comerciante, mientras espera pacientemente que los operadores de la maquinaria le den luz verde para el paso rumbo al centro parroquial de Quingeo.

Redentor Pesántez, comerciante de ganado, se siente satisfecho con las mejoras viales.

En otro sector, en el barrio La Victoria Baja, parroquia Sinincay,  José Huiracocha pronuncia criterios similares cuando termina de servir el almuerzo a los últimos clientes que acaban de entrar al pequeño restaurante que atiende.

Es muy satisfactorio que se trabaje en esta vía que va desde Sinincay  a Tres Cruces, Mayancela, San Vicente y que cuando está en mal estado los vehículos se maltratan mucho y tardan más tiempo en cruzar estos tramos, dice.

Pero ahora nos beneficia en la movilización y las actividades comerciales, de este sector sale bastante maíz, productos agrícolas, muebles, ladrillos; los moradores estamos satisfechos porque nuestros emprendimientos han mejorado gracias a la mejora de estas vías, recalca.

Pero la ambición mayor es que se asfalte, ahí sí estaríamos eternamente agradecidos porque este barrio prácticamente es un sector urbano, se podría pedir una línea de buses, los comercios mejorarían enormemente; de todas maneras, gracias a las autoridades por atender nuestras necesidades, por cumplir, insiste.

Estos son dos sectores en los que el Gobierno Provincial efectúa labores de mantenimiento vial con los recursos de la Tasa Solidaria.

En la parroquia Quingeo está comprometido un trabajo de 37,90 kilómetros en las vías Los Laureles, Chaulla-Monjas, Quingeo-Cumbe, Macas-Allpacruz-Yanallpa-San Vicente-Cruce a Puca Cruz, de los cuales están ejecutados 32 kilómetros, es decir el 84%, de acuerdo al director de Fiscalización, Paúl López.

En Sinincay está por culminar el mantenimiento de 21, 84 kilómetros de 13 vías, entre ellas: Pampa de Rosa-El Salado, El Salado-Trancapamba-Cinco Esquinas, Cruz Calle-La Dolorosa, Pampa de Rosas -Ingreso a Perlaspamba-Av. El Gallo-Daniel Durán, Capilla de Tres Cruces-Playitas, Vía Alterna-Victoria Baja-Rosasloma. El trabajo está cumplido en un 95% (20,84 kilómetros).

El equipo caminero contratado por el GAD Parroquial de Sinincay, con los recursos de la Tasa Solidaria, trabaja en el barrio La Victoria Baja, parroquia Sinincay.

Elevada ejecución

Según el director de Fiscalización, al momento  hay una elevada ejecución de la Tasa Solidaria, se ha concluido el mantenimiento de  627 kilómetros en 32 parroquias de 9 cantones; se trabaja 228.69 kilómetros  en 9 parroquias: Paccha, Quingeo, Sinincay, Tarqui, Turi, Palmas, El Progreso, San Bartolo y San José de Raranga; están abiertos los procesos para la contratación de 153 kilómetros en 10 parroquias: Molleturo, Checa, San Joaquín, Victoria del Portete, San Vicente, Mariano Moreno, Remigio Crespo, San Juan, Susudel y Cañaribamba.

Todo este paquete de obras se ejecuta con los desembolsos de 2017, sumando 1.009 kilómetros, con una inversión de 4’500.000 dólares

Concluido el paquete actual, se irá priorizando los recursos de 2018, en forma escalonada, en los próximos días se iniciará la distribución y las socializaciones para priorizar los kilometrajes y sectores de intervención. Para el efecto lo primero que se hace es un plan de intervención con los moradores, las autoridades de cada GAD Parroquial y la Prefectura, una vez priorizadas las obras se elaboran los convenios para la contratación de las obras.

La filosofía del prefecto Paúl Carrasco es llegar democráticamente y lograr que todos los niveles del cuerpo social tengan incidencia en las decisiones, en la participación y en las responsabilidades económicas, en este sentido, a la asignación del Gobierno Provincial se suman las contrapartes parroquiales, puntualiza Paúl López.

Para el siguiente paquete la Prefectura prevé un aporte de 6’500.000 dólares y de los GADs parroquiales 1’600.000 dólares, señala.

Aclara que hay parroquias que por el poco kilometraje y otros determinantes no pueden contribuir con la contraparte, en estos casos la Prefectura absorbe y subsidia esa contraprte. Es el caso por ejemplo de La Unión, Delegsol, Principal, San Martín de Pushío, de Chordeleg; San Vicente de El Pan, Remigio Crespo de Gualaceo, Cuchil y Güel, de Sígsig.

Precisa que para abaratar costos y darle un mayor rendimiento al dinero, los Gobiernos Parroquiales organizan mingas para el mantenimiento de las vías, sobre todo limpieza de cunetas y alcantarillas, bacheo, por ventaja hay el compromiso de la población.

Ámbito de acción

La Tasa Solidaria está activa  en 61 parroquias de 13 cantones; por motivos políticos los alcaldes de Paute y Ponce Enríquez se han resistido a ponerla en vigencia en sus territorios, de todas maneras la Prefectura ha intervenido en el mantenimiento de algunas vías de estos dos cantones.

Tramo de la via Gullanzhapa-El Verde, parroquias Tarqui y El Valle.

Con los recursos, cada Gobierno Parroquial contrata las obras con profesionales y empresas, dinamizando en buena medida las economías locales y creando numerosos puestos de trabajo. La fiscalización y supervisión de las inversiones está a cargo de los GADs y del Gobierno Provincial.

La red vial del Azuay supera los 5.000 kilómetros, de los cuales, entre 1.000 y 1.200 kilómetros son mantenidos con la Tasa Solidaria, a ello se suman entre 1.000 y 1.200  kilómetros por administración directa de la Prefectura, es decir, entre los dos rubros en mención se bordea el 40% de las necesidades de mantenimiento; se quisiera superar estos datos pero los recursos son limitados.

Además hay que considerar que Azuay supera de largo el kilometraje de vías en relación a otras provincias, como Tungurahua por ejemplo donde la red vial suma 500 kilómetros.

Frente a estas realidades se buscan los mecanismos para ir cambiando la matriz vial, de lastre a asfalto. Al momento el Gobierno Provincial tiene una inversión  de 30 millones de dólares en obras de asfalto.

La Tasa Solidaria se nutre de la matriculación vehicular que a su vez considera una serie de parámetros como el año de fabricación, modelo, cilindraje.

Sé el primero en comentar en «Más de 1.000 kilómetros de vías son mantenidos con la Tasa Solidaria»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*