Las elecciones no resolverán la crisis en Perú, se necesita «una acción internacional»

Un manifestante es detenido por la Policía, las protestas van en aumento. (Foto Facebook).

La crisis política que afecta a Perú generó repercusiones en otros países latinoamericanos. Un experto entrevistado por Sputnik destaca que la postura de los líderes regionales será de gran importancia.

La posición de los líderes regionales desempeña un papel primordial a la hora de intentar negociar una salida a la profunda inestabilidad que reina en el país desde hace al menos cinco años y que podría no resolverse con nuevas elecciones.

En una entrevista en el episodio del 13 de diciembre del podcast Mundioka de la redacción de Sputnik en portugués, el especialista en ciencias políticas Jefferson Nascimento, investigador del Instituto de Estudios Sociales y Políticos (IESP) de la Universidad Estatal de Río de Janeiro (UERJ), evaluó el complejo escenario peruano y afirmó que cree que éste no se resolverá en el corto plazo.

Unas dos semanas antes de que el Congreso peruano aprobara la destitución de Castillo, Nascimento afirmó categóricamente que la reciente visita de la Organización de Estados Americanos (OEA) al país no resolvería la crisis peruana y que el presidente podría caer «en cualquier momento».

El derrocamiento del dirigente peruano se produjo después de que Castillo anunciara la disolución del Congreso, la convocatoria de nuevas elecciones y la celebración de una Asamblea Constituyente. La maniobra, prevista por la Constitución pero que no siguió el procedimiento establecido, acabó con los congresistas logrando formar una mayoría para destituir al presidente tras dos intentos fallidos en menos de 16 meses en el cargo. El 13 de diciembre, Castillo terminó con la prisión preventiva confirmada por la Justicia, que no admitió la apelación presentada por el presidente.

El 12 de diciembre los Gobiernos de México, Colombia, Argentina y Bolivia emitieron una declaración conjunta en la que expresaban su «preocupación» por la destitución y detención de Pedro Castillo, y afirmaban que seguían considerándolo el presidente legítimo de Perú.

Para Nascimento, una eventual solución a la crisis peruana pasa por una acción internacional que promueva el diálogo entre sectores del país divididos desde hace tiempo. En este sentido, el especialista cree que la crisis puede no resolverse en vísperas de las elecciones anunciadas por la presidente Dina Boluarte.

En su discurso inaugural, Boluarte declaró que gobernaría hasta el final de su mandato, que se extiende hasta 2026. Con ello empezaron a estallar una serie de protestas en distintas partes del país, que incluso se saldaron con muertos. Entonces propuso adelantar las elecciones.

«Boluarte anunció que adelantará las elecciones a 2024. Si esto sirve para calmar los ánimos, lo veo muy difícil. Es muy probable que la inestabilidad continúe en Perú, incluso después de las elecciones. Podemos ver que la crisis política no empezó en el Gobierno de Castillo, viene desde por lo menos 2017. Y en ese tiempo ha habido seis presidentes en seis años».

«No creo que esto alivie el escenario general de inestabilidad. Creo que la anticipación puede aliviar la situación ahora, pero eso no generará estabilidad a largo plazo».

El experto, miembro del Observatorio Político Sudamericano (OPSA) y del Centro de Estudios de Teoría Social y América Latina (Netsal) de la UERJ, cree que aún es muy pronto para tratar de predecir qué resultará de las manifestaciones que sacuden al país desde la destitución de Castillo.

Para él, todo dependerá «del grado de resistencia de estos manifestantes, del grado de violencia con que la policía combata estas protestas». «Es difícil predecir lo que ocurrirá», afirmó.

Este miércoles 14 de diciembre, el Gobierno de Perú decidió declarar el estado de emergencia nacional a causa de las protestas sociales que se vienen dando en el país. La medida implica la suspensión de los derechos constitucionales relativos a la inviolabilidad de domicilio, libertad de tránsito en el territorio nacional, libertad de reunión, y libertad y seguridad personales. Además, significa que la Policía Nacional mantiene el control del orden interno, aunque con el apoyo de las Fuerzas Armadas.

Este escenario caótico refuerza la posición de los líderes regionales. «Siempre es importante ver lo que dicen otros países, cómo analizan lo que ocurre en Perú», afirmó Nascimento.

En este sentido, el experto destaca la posición del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, que ha sido una figura importante en todo este proceso.

Ante la negativa del Congreso de permitir al presidente viajar al extranjero para asistir a cumbres regionales, Obrador trabajó para posponer la reunión de la Alianza del Pacífico y llevarla a Perú para asegurar la participación de Castillo. Este acto iba a celebrarse el 14 de diciembre, pero fue aplazado una vez más debido a la destitución.

«López Obrador ha demostrado ser un aliado importante. Como Castillo no podía viajar a la cumbre de la Alianza del Pacífico —por no tener autorización del Congreso—, Obrador pospuso y propuso que la cumbre se realizara en Perú para que Castillo no se la perdiera. El propio Obrador pronunció un discurso muy severo contra la actitud de los congresistas peruanos».

El pleno del Congreso de Perú sesionará este jueves 15 de diciembre para debatir la propuesta del Ejecutivo de adelantar las elecciones generales, anunciaron este miércoles fuentes legislativas.

«Por disposición del señor presidente del Congreso, cumplo con citar a usted a la sesión del pleno que se realizará el jueves 15 de diciembre a las 10h00 (15h00 GMT). A la sesión concurrirá el ministro de Justicia, quien dará su opinión sobre (…) los proyectos de reforma constitucional referidos al adelanto de elecciones», indicó la Oficialía del Congreso.

Sé el primero en comentar en «Las elecciones no resolverán la crisis en Perú, se necesita «una acción internacional»»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*