«Estoy atenta a los problemas y demandas sociales»: ¿podrá Boluarte calmar a Perú? |

Dina Bonuarte con parte de su gabinete. (Foto Twitter Presidencia Perú).

Al menos 16 personas resultaron heridas tras los enfrentamientos entre más de 3.000 manifestantes y los policías en la ciudad de Andahuaylas. La protesta en esta urbe peruana es una de varios choques que tienen lugar desde el 7 de diciembre, cuando Dina Boluarte asumió el poder después que el Congreso destituyera al presidente Pedro Castillo.

La Policía peruana confirmó que más de 3.000 manifestantes tomaron como rehenes a 2 agentes mientras exigían elecciones generales en el país. Más tarde, los dos policías fueron liberados. Anthony Torres, director del hospital subregional de Andahuaylas, informó que 16 personas resultaron heridas, una de ellas con graves lesiones en la cabeza y fue trasladada a otra ciudad. A su vez, la Defensoría del Pueblo de Perú comunicó que las protestas tenían una «tendencia creciente», publicó la Agencia Sputnik.

Unas horas antes, Boluarte tomó juramento como presidente del país y presentó a una parte de los miembros de su nuevo gabinete.

«¿Juran por Dios y la patria desempeñar leal y fielmente [su cargo] sin cometer actos de corrupción?», preguntó Boluarte a sus ministros.

La presidente también criticó al expresidente Castillo, dijo que había visto «con repulsión cómo la prensa y los organismos jurisdiccionales han dado cuenta de vergonzosos actos de latrocinio en contra del dinero de todos los peruanos».

¿Habrá más protestas?

Una variable importante será la comprensión de Boluarte de cómo manejar las olas de descontento y construir una coalición en el Congreso que le apoye, afirmó a la agencia AP Omar Coronel, profesor de la Pontificia Universidad Católica de Perú. Otro aspecto clave que la nueva presidente debería tener en cuenta, agregó el experto, es la fuerza de la represión que la Policía utilizó en los últimos días contra los manifestantes.

«Responder a las protestas con represión es otra cosa que probablemente ayude a desencadenar más protestas en general», aseveró Coronel.

Por su parte, Boluarte ya pidió que se eviten los conflictos.

«Estoy atenta a los problemas y demandas sociales, y tiendo la mano para satisfacer las demandas justas», declaró.

Las protestas se intensificaron el 9 de diciembre en las inmediaciones del Parlamento, en Lima, dónde más de 1.000 ciudadanos peruanos protestaron frente al órgano legislativo y exigieron la liberación del expresidente Castillo. El exmandatario es investigado de forma preliminar por el delito de rebelión y solicitó asilo a México, país que inició consultas con Perú para realizar los trámites sobre ese pedido.

Antes de su destitución, Castillo emitió un mensaje oficial a la nación donde anunció su decisión de disolver el Congreso por esfuerzo persistente de la mayoría parlamentaria de bloquear las acciones e iniciativas de su Gobierno. Ese mismo día también informó la convocatoria a un nuevo Poder Legislativo con facultades constituyentes y un término de transición de Gobierno por decreto.

Sin embargo, en cuestión de horas la situación se revirtió. El Congreso no fue disuelto y sesionó para determinar la vacancia presidencial, que terminó por separar al presidente del cargo. Más tarde, Pedro Castillo fue detenido por la Policía Nacional.

Exministro llama a formar un frente en Perú por la libertad del expresidente Pedro Castillo

Los peruanos salen a las calles en varias ciudades en apoyo a Pedro Castillo

Sé el primero en comentar en ««Estoy atenta a los problemas y demandas sociales»: ¿podrá Boluarte calmar a Perú? |»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*