En Centro de Rehabilitación Social de Cuenca se gradúa primera promoción universitaria

Los flamantes abogados

Los flamantes abogados Ramiro Nicolás Figueroa (D) y Jaime Mauricio Vivanco exhiben sus títulos profesionales junto a la viceministra de Atención a Privados de Libertad, Liliana Guzmán.

“Cuando hay un graduado en la familia siempre hay emociones, siempre se llora, siempre se ríe, siempre se baila, y en este contexto esas emociones son sentidas y encontradas”, expresa Liliana Guzmán,  viceministra de Atención a Privados de Libertad, del Ministerio de Justicia, ese momento Jaime Mauricio Vivanco pierde el control de sus emociones y unas gruesas lágrimas invaden sus mejillas, mientras su compañero de éxito, Ramiro Nicolás Figueroa, le observa en silencio y le auxilia con un pedazo de papel.

El contexto es en realidad muy especial y emotivo, los dos asisten a su ceremonia de graduación como Abogados de los Tribunales de la República, con mención en Justicia, por parte de la Universidad Técnica Particular de Loja (UTPL), pero la ceremonia se realiza al interior del Centro de Rehabilitación Social de Turi, en una sala inundada por el entusiasmo de sus familiares, varios otros compañeros empeñados en el esfuerzo de su construcción personal a través del estudio, y de las autoridades universitarias y del centro penitenciario.

Para llegar a este exitoso escenario, la tarde de este viernes 8 de junio, los dos personajes le quitaron centenares de horas al sueño y al descanso, durante 4 años y medio, al inicio en Loja, y luego en Cuenca, para coronar sus aspiraciones, demostrando que cuando se pone la decisión sí es posible rehabilitarse, es más, Jaime Mauricio va todavía más allá y al momento tiene avanzados sus estudios en Sicología y Administración, en tanto que Ramiro Nicolás planifica tomar una maestría on line; de esta manera, cuando recobren su libertad, en unos 10 años, tienen las herramientas necesarias para insertarse positivamente en el quehacer social.

Es la graduación de la primera promoción de las personas privadas de libertad, en la rama del Derecho. Tras ellos avanzan sus estudios en diferentes carreras universitarias unos 70 estudiantes. El apoyo de la UTPL y de la Universidad Politécnica Salesiana (UPS) es determinante. En general, al momento son 800 internos, hombres y mujeres,  de un total de 2.200 detenidos, que siguen sus estudios primarios, secundarios y universitarios, según el informe de las autoridades del CRS Turi.

“Hoy es un día de felicidad y enhorabuena para nosotros porque hemos conseguido una meta tan anhelada, el graduarnos, y de felicidad para nuestras familias y amigos que durante este arduo y escabroso trayecto han estado apoyándonos en todo momento, particularmente en los momentos menos buenos, inevitablemente sufridos”, expresa Ramiro Nicolás, al agradecer a su familia como la mayor gestora de su éxito.

Para Liliana Guzmán estos son los resultados de la rehabilitación social que contrastan con los hechos de violencia que se publican en los medios, entonces no todo es negativo, malo, dentro de las cárceles, solo falta decisión personal porque el hecho de la rehabilitación es voluntario en los ejes educativo, de la salud, laboral, cultural, deportivo y otros.

“Este éxito es de ustedes y de sus familias, esta rehabilitación es de ustedes, no es un éxito del Ministerio de Justicia ni de las autoridades, este es un resultado de su propia decisión”, subraya la viceministra.

Sé el primero en comentar en «En Centro de Rehabilitación Social de Cuenca se gradúa primera promoción universitaria»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*