Control Urbano efectuó operativo en sector de la Feria Libre

Técnicos de Control Urbano identificaron hasta 10 lugares que incumplen las ordenanzas vigentes

Parqueaderos, bajos de los edificios e incluso las aceras para peatones son usadas por cientos de informales para las ventas de diferentes productos principalmente de ropa y calzado en los alrededores de la Feria Libre, sin los permisos correspondientes.

Este problema se acentúa los días miércoles de feria, donde miles de ciudadanos acuden a este sitio para hacer compras por las ventajas en costos que esto implica. El desorden impide la libre circulación de los peatones junto a vías de gran tráfico como la transitada avenida de Las Américas.

Técnicos de Control Urbano identificaron hasta 10 lugares que incumplen las ordenanzas vigentes y por este motivo la madrugada de este miércoles hicieron un operativo para hacer las notificaciones respectivas, apoyados con elementos de la Policía Nacional y Guardia Ciudadana.

Uno de los sitios con más infractores se ubica frente a la Central de Transferencia de El Arenal. Norma Brito que fue la primera vendedora en ser notificada, reconoció que no cuenta con el permiso respectivo pero aduce que es el propietario del edificio donde instaló su puesto de venta de casacas quien les arrienda el lugar. “Tocará ver el permiso”, indicó.

Similar argumento dio José Roldán y Miguel Daquilema, este último que tenía su puesto en plena acera. “Estoy consciente que no está permitido pero vengo de Riobamba y toca vender donde podamos”, comentó.

Nancy Brito fue la primera comerciante notificada por funcionarios de Control Urbano que la actividad que realiza incumple con las normativas vigentes.

Mal uso

Varios sitios que tienen permisos como parqueaderos son usados para otro fin. Es el caso de los vendedores de Ambato que si bien cuentan con el aval para 90 comerciantes tiene a otra cantidad vendiendo en los ingresos del local, convirtiéndolo en un mercadillo.

Esteban Campos coordinador de la Unidad de Higiene y Medio Ambiente de Control Urbano, contó que hay denuncias públicas sobre este problema en zonas que no tienen las garantías respectivas.

El plazo que establece la notificación para que se regularice la actividad es de cinco días contados a partir de la entrega del documento. Los interesados pueden acercarse a las dependencias municipales para hacer el trámite respectivo. Hay casos que no se podrá certificar la actividad porque los lugares tienen un uso de suelo distinto, en este caso se reubicará en zonas aprobadas. “Si mantienen la actividad ilegal se tomarán las medidas de sanción que contempla la ordenanza, finalizó, el funcionario.

Sé el primero en comentar en «Control Urbano efectuó operativo en sector de la Feria Libre»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*