Candidato Andrés Arauz y rectores de universidades cuencanas hablan sobre la educación del futuro

El candidato presidencial Andrés Arauz expone sus propuestas sobre la educación superior ante varias autoridades universitarias.

Arauz anunció la socialización de su propuesta de enmienda constitucional al artículo 299 de la Constitución, permitiendo que las universidades públicas tengan cuenta propia en el Banco Central e impidiendo que el Ministerio de Finanzas intervenga en los recursos asignados a cada casa de estudios.

Como un “diálogo fructífero, abierto y sincero” calificó la rectora de la Universidad de Cuenca, María Augusta Hermida a la reunión mantenida por las autoridades de cuatro universidades de la ciudad de Cuenca con el candidato presidencial Andrés Arauz, la tarde de este lunes 1 de marzo.

Estuvieron presentes en la conversación mantenida en la sala de reuniones del Consejo Universitario de la Universidad de Cuenca los rectores de la Universidad Polítécnica, Universidad de Cuenca, los dos vicerrectores de la Universidad del Azuay y la rectora de la casa anfitriona.

Tras el encuentro, María Augusta Hermida agradeció por la respuesta positiva de Arauz a la carta enviada días atrás vía redes sociales a los dos candidatos finalistas en la contienda para obtener perspectivas respecto a la defensa de la educación pública y en particular del presupuesto y la autonomía de las universidades.

Eje estratégico

En su exposición el candidato manifestó que debido a la política errada del actual gobierno se debilitó la educación superior y hoy la comunidad universitaria necesita, de manera urgente, el respaldo del gobierno central para que haya estabilidad económica y mayor autonomía financiera.

“Hoy, la universidad pública tiene serias dificultades por demoras en sus transferencias, no se ha logrado ampliar la oferta de educación superior para brindar mayores oportunidades de acceso. Además, en la provincia del Azuay, no existe una formación intermedia, esto ha llevado a que varios actores vinculados a la academia hayan expresado sus preocupaciones en torno al marco regulatorio”, sostuvo Arauz.

Enfatizó que su gobierno entenderá a la educación como un eje estratégico para el desarrollo nacional, para el ejercicio de los derechos y la construcción de un país soberano.

“Por eso, en el gobierno de la esperanza, buscaremos garantizar el acceso, permanencia y graduación en los distintos niveles: técnico, tecnológico, grado y posgrado. Articularemos las instituciones del sistema con los sectores de la producción, el gobierno nacional, los gobiernos locales y las organizaciones sociales, así tendremos un desarrollo pleno de las capacidades y potencialidades de nuestros jóvenes”, subrayó.

Aseguró que se garantizará el financiamiento de las universidades, sin perjuicio de que éstas puedan crear fuentes complementarias de ingresos para mejorar su capacidad académica. Se invertirá en investigación y se otorgarán becas y créditos los cuales no implicarán costo alguno para estudiantes de tercer nivel.

Añadió que su gobierno honrará los compromisos del Estado con la educación, para que se genere certidumbre como clave para emprender el futuro. “Es indispensable que existan  los recursos para las universidades y, en contraparte,  exigiremos eficiencia administrativa en las mismas”, dijo.

Recordó que el actual gobierno redujo el presupuesto para la educación en 218 millones de dólares respecto a 2018 “y este año continuamos con un presupuesto prorrogado que genera nuevamente un estancamiento”.

Anunció  que va a socializar su propuesta de enmienda constitucional al artículo 299 de la Constitución, permitiendo que las universidades públicas tengan cuenta propia en el Banco Central e impidiendo que el Ministerio de Finanzas intervenga en los recursos asignados a cada casa de estudios.

“De esta forma tendrán certidumbre  y esto les permitirá invertir en infraestructura y en contratos más largos de profesores. Con ello podrán aumentar los cupos para los estudiantes”, sostuvo el postulante.

La universidad del futuro

El candidato planteó que se debe vincular la universidad y la investigación al desarrollo integral del país. “Este es un tema en el que siempre voy a estar involucrado directamente y ustedes tendrán la apertura para que podamos tener un diálogo a nivel presidencial de forma periódica, para ir destrabando problemas, destruyendo acumulados innecesarios y dedicándonos conjuntamente a soñar y construir el futuro del país”.

También propuso un desafío a los rectores: ver a la universidad del futuro en el Ecuador, “esto es ver a la universidad en 20 años. Hoy tenemos el reto, colectivamente, de olvidarnos de las dinámicas internas, de la relación con el Estado y pensar en el Ecuador del futuro, y quien más que las universidades para liderar esa visión”.

Finalmente, el presidenciable propuso revalorizar los criterios científicos y su influencia en el debate de los grandes temas nacionales.

“En el país hace falta una valoración de los criterios científicos y tenemos que aprovechar esa fortaleza que se ha ganado en el talento humano en el sistema universitario del país en los últimos 15 años. Esto debe permear hacia la cultura, los medios, y el sistema educativo más amplio del Ecuador”, dijo.

La rectora de la Universidad de Cuenca, María Augusta Hermida, vio con agrado el planteamiento  y sostuvo que  “el crear cuentas independientes para financiar a las universidades es fundamental para nosotros. Necesitamos de esa autonomía; también necesitamos autonomía relacionada a nuestro propio gobierno, el cual se ha visto limitado por algunos articulados de la LOES que nos impiden elegir democráticamente a nuestros decanos. Esto  nos ha afectado y nos hemos propuesto volver a esos espacios de democracia”, sostuvo.

1 comentario en «Candidato Andrés Arauz y rectores de universidades cuencanas hablan sobre la educación del futuro»

  1. Excelentes propuestas de Arauz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*