Cambio en el comportamiento empresarial para contrarrestar los efectos de la crisis.

Con la iniciativa se buscan estrategias para mitigar los efectos de la crisis económica mundial.

Quito.- Con el objetivo de motivar un cambio de paradigma en la manera de hacer negocios a través de un liderazgo empresarial, Sistema B y AmCham Quito impulsan el programa Amcham Triple Impacto, a través del cual los negocios puedan generen impactos positivos en los accionistas, la sociedad y el medio ambiente como estrategia para mitigar los efectos de la crisis económica mundial.

El programa Amcham Triple Impacto está compuesto de nueve módulos enfocados en construir una sostenibilidad integral empresarial para transformar las organizaciones en empresas resilientes, sostenibles y que generen impacto positivo en la sociedad y el ambiente.

Del 20 al 24 de julio se llevó a cabo la primera edición del programa para empresas que buscan ser pioneras de este cambio de comportamiento.

Ésta primera edición contó con la participación de ocho compañías de diferentes sectores de negocio: Actuaria, Century Link, Citi, Grupo Entregas, Noboa, Peña & Torres Abogados, Novacero, Pérez Bustamante & Ponce y Tonicorp. Los cinco días de talleres se desarrollaron con el apoyo de IPSOS, MAMBO, aliados y empresarios B como Yolanda Kakabadse, cofundadora Sistema B en Ecuador; Gonzalo Muñoz, cofundador de Sistema B y Champion de alto nivel para la Acción Climática de la COP25; y Alex Perry, Gerente General Patagonia Latino América. Así, tras 16 horas de capacitaciones, se impulsó a los participantes a dar los primeros pasos para convertirse en una empresa con propósito.

Adicionalmente, y como parte del rol activo de las empresas para apoyar la reactivación económica del país de forma productiva y sostenible, las ocho organizaciones pioneras, junto con Produbanco, otorgaron 10 becas (al 100%) para que micro y pequeñas empresas pueden medir sus impactos positivos e identificar las oportunidades para el desarrollo de sus negocios en el mercado.

Los emprendimientos fueron seleccionados  con apoyo de Creas Ecuador, Épico, Coinnovar e Impaqto, organizaciones que trabajan impulsando el emprendimiento social y la innovación en el país.

Para Felipe Espinosa, Director Ejecutivo de AmCham Quito, la emergencia sanitaria deja importantes aprendizajes: “Es responsabilidad del sector productivo promover comportamientos empresariales sostenibles que permitan tomar acción hacia la transformación de una nueva realidad en los negocios”. Por su parte, José Ignacio Morejón, líder de Sistema B en Ecuador, asegura que la clave para contrarrestar los efectos de la crisis radica en “liderar con el ejemplo y promover un comportamiento empresarial impulsado por el propósito”.

Sobre AmCham Quito

La Cámara de Comercio Ecuatoriana-Americana es una organización sin fines de lucro que busca impulsar negocios entre Ecuador y Estados Unidos a favor de empresas de todo tamaño, tanto nacionales como multinacionales. Su principal objetivo es convertirse en un aliado estratégico y de valor para las actividades de sus socios.

Sobre Sistema B
Es una organización una organización regional sin fines de lucro que impulsa la transformación social y ambiental a través de la fuerza de los negocios. Promueve las Empresas B (Entidades con fines de lucro que hacen un compromiso vinculante con el impacto social y ambiental que generan) y articula a grandes actores del mercado, inversionistas, académicos, líderes de opinión pública, movimientos de jóvenes, abogados, gobiernos y ciudades en busca de objetivos comunes para evolucionar hacia el bienestar compartido por todos.

Sé el primero en comentar en «Cambio en el comportamiento empresarial para contrarrestar los efectos de la crisis.»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*