Al Azuay llegó la bendición del oro, la maldición de la abundancia: Yaku Pérez

El prefecto azuayo Yaku Pérez fustiga en la ONU las políticas extractivistas de los gobiernos. (Captura de pantalla).

Vengo de Azuay, al sur del Ecuador, una región bendecida por la madre naturaleza, pero a la que llegó “la bendición del oro, la maldición de la abundancia”,  expresó el prefecto azuayo Yaku Pérez en su discurso pronunciado en la sede de las Naciones Unidas, condenando el extractivismo en las fuentes de agua que impulsa el gobierno del presidente Lenin Moreno, también presente en Nueva York.

Pérez denunció el otorgamiento de 812 concesiones por parte del Estado, lo que representa el 15% del territorio del Azuay, buena parte de ello corresponde a fuentes hídricas.

 

Observó con ironía cómo las concesiones afectan a las comunidades indígenas y campesinas, aquellas que cuidan la biodiversidad, “crían el agua”, siembran la tierra y dan de comer a las urbes.

Esto pone en peligro el cumplimiento del  Objetivo 6 de Desarrollo Sostenible cuya meta para el 2030 es “proteger y reestablecer los ecosistemas relacionados con el agua, incluidos los bosques, las montañas, los humedales, los ríos, los acuíferos y los lagos”, sostuvo.

Pero al ritmo de las políticas extractivistas “es imposible cumplir con esa meta”, sentenció el prefecto, tras anunciar que para el 2050, el 50% de la población planetaria, 5 mil millones, “sufriremos sed y hambre por falta de agua”.

Tras exteriorizar su aspiración de que la denuncia no quede olvidada en un rincón de los obscuros pasillo de la ONU, Pérez conminó la reparación a la conspiración contra la participación, la democracia, la vida, la naturaleza.

“No aspiramos alternativas de desarrollo, aspiramos alternativas al desarrollo, nosotros no vivimos de la tierra, vivimos con la tierra, la tierra no nos pertenece, nosotros pertenecemos a ella”subrayó e invitó a cerrar filas contra el extractivismo.

 

Sé el primero en comentar en «Al Azuay llegó la bendición del oro, la maldición de la abundancia: Yaku Pérez»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*