Ciudadano buscó de urgencia una vacuna contra la rabia en los centros de salud pero no la encontró

Heridas que le ocasionó la mordedura de un perro a un ciudadano en Río Amarillo.

La crisis de la salud pública se extiende por todos las dependencias estatales con preocupantes efectos y perjuicios para los diferentes sectores ciudadanos, sin que se avizoren soluciones efectivas ni acciones emergentes. Es el caso de un ciudadano que tras la mordedura de un perro ha acudido a los centros de salud en busca de una vacuna antirrábica para prevenir una posible activación del virus, pero no la ha encontrado “ni para remedio”.

Según allegados al afectado, aproximadamente a las 10h00 del sábado 30 de abril fue atacado por un perro que salió de una casa de la Calle del Matorral, en el sector Río Amarillo, parroquia Sayausí, que le ocasionó una considerable herida.

Alertado por un posible contagio de la rabia, buscó ayuda en el Centro de Salud de la parroquia donde le dieron la mala noticia que desde hace tiempo atrás no disponen de la vacuna preventiva, entonces acudió al Centro de Salud cercano al colegio Borja pero tampoco tenían la inyección, allí solo le pusieron un poco de alcohol en la herida y asunto terminado, ni siquiera un analgésico para el dolor.

Ahora al afectado no le queda otra salida que comprar la vacuna en el comercio privado en tanto que los propietarios del perro rabioso y lo han escondido, según la denunciante que además dio cuenta de que en el sector existe una gran cantidad de perros callejeros que constituyen un grave riesgo para las personas que pasan por el lugar.

Advertencias por parte del “Gobierno del Ecuentro”

¿Qué hacer si te muerde un animal que no conoces o no está vacunado?

  • Lava inmediatamente la herida con abundante agua y jabón el área por 15 minutos.
  • Si se cuenta con una solución desinfectante tópica a base de yodo o similares, aplícala en la herida luego de lavarla.
  • Acude al centro de salud o contacta a tu médico particular en el menor tiempo posible posterior a la exposición, quien definirá la conveniencia de iniciar el tratamiento o profilaxis (vacunación preventiva).
  • Encuentra al animal e inicia el contacto con los dueños (en caso de animal doméstico).
  • Observa al animal durante los siguientes 10 días a partir de la agresión.
  • Averigua si hubo otras personas mordidas y localízalas; informa al médico para considerar si se aplica el tratamiento clínico.

¿Cómo se trata la rabia?

El tratamiento tiene como propósito aliviar los síntomas y debe iniciarse inmediatamente después de ocurrida la mordida o rasguño en el caso de que exista el riesgo de contagio.

El médico administrará una serie de vacunas preventivas que, generalmente, en 5 dosis durante 28 días.

En la mayoría de los casos, la persona recibe inmunoglobulina para la rabia (HRIG) que es administrado en el día en que ocurre la mordida o rasguño.

 

 

 

Sé el primero en comentar en «Ciudadano buscó de urgencia una vacuna contra la rabia en los centros de salud pero no la encontró»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*